Consejos para Preparar Almuerzos y Meriendas Sanas

Siga los siguientes consejos para asegurarse de que los almuerzos y meriendas que sus niños llevan a la escuela sean seguros y libres de los gérmenes que causan enfermedades.

  • Siempre mantenga todo limpio. Lávese las manos a menudo y limpie el lugar y los utensilios con los que vaya a preparar los almuerzos. Use agua caliente y jabón para deshacerse de los gérmenes. Enséñele y acostumbre a sus niños a lavarse las manos antes de comer. También lave las frutas y verduras antes de comerlas o cocinarlas.
  • Si los niños llevan comidas calientes a la escuela (como sopas), póngalas en termos. Primero llene el termo con agua hirviendo por unos minutos. Después bote el agua y entonces llene el termo con la comida bien caliente. Aconséjele al niño que no abra el termo hasta la hora de almuerzo.
  • Las comidas frías se deben mantener en frío todo el tiempo. Use bolsitas o botellas re-usables de hielo ("freezer gel pack or ice pack") para mantener los alimentos fríos. También debe usar "neveritas" o "enfriadores" ("insulated lunch box") que ya vienen con forros que ayudan a mantener la temperatura deseada para los alimentos. Las bolsitas o botellas re-usables de hielo sólo ayudan a conservar la comida hasta la hora de almuerzo, no las use para mantener alimentos para todo un día. Bote las sobras del almuerzo de la escuela de los niños que tengan carne, pollo, huevo, mayonesa, etc.
  • Si el almuerzo se lleva en bolsas de papel, asegúrese de poner las bolsas dobles ya que el papel se puede romper fácilmente con alimentos fríos. De nuevo, es muy importante que incluya una bolsita o botella re-usable de hielo.
  • Si lo hubiera, dígale a su niño que use el refrigerador o nevera en la escuela. Si no la hay, dígale que no ponga el almuerzo cerca de la calefacción o donde le dén los rayos del sol.
  • Congele los jugos en cajitas o botellas individuales o en termos desde la noche anterior. El jugo se descongelará y se mantendrá frío para la hora del almuerzo. Lo mismo puede hacer con algunas comidas como los emparedados de jamón y queso. Los jugos y comidas congeladas también ayudarán a mantener fríos los demás alimentos.
  • Los almuerzos, como los emparedados de huevo, que se preparan la noche anterior, deben mantenerse en la nevera hasta que el niño o niña salga para la escuela.

Para más información acerca de la seguridad en las comidas, favor de llamar al Departamento de Salud al 222-2750 o visite el sitio Web de la Alianza para la Educación Sobre la Seguridad de los Alimentos en el www.fightbac.org.

Esta información ha sido impresa con permiso del "Partnership for Food Safety Education."